¡Resuelve tus dudas con nuestro diccionario de repostería!
Abril 21, 2017


¿Eres nuevo en este arte?

Entonces estamos seguros que al terminar este blog, podrás estar más familiarizado con algunos conceptos más populares y los cuales son habitualmente usados en recetas de repostería.

¡Echémosle juntos un vistazo!

  • Amasar

    Trabajar una mezcla de harina o de otros ingredientes con las manos, con el rodillo o con algún otro tipo de amasadora, con la finalidad de mezclar totalmente cada ingrediente, obteniendo una masa lisa y homogénea.

    Abrillantar

    Pintar mediante un pincel una capa de almíbar, miel o mermelada reducida.

  • Baño María

    Calentar o cocer un preparado poniéndolo en un recipiente que, a su vez, se introduce en uno de mayor tamaño con agua. La cocción es a fuego ligero.

  • Caramelizar

    Cubrir una preparado con azúcar líquido a punto de caramelo.

    Campota

    Preparación dulce que se elabora hirviendo frutas frescas o secas, cocidas enteras o en trozos en un almíbar de azúcar poco concentrado.

    Cernir

    Pasar la harina a través de un tamiz, cedazo de malla gruesa o colador, con el objetivo de sacar impurezas de ella.

  • Desmoldar

    Sacar de un molde una preparación de pastelería que puede estar caliente o fría. Para desmoldar flanes o gelatina, se sumerge durante unos segundos el fondo del molde en agua caliente. Para desmoldar bizcochos, la acción deberá realiarse en cuanto los saquemos del horno.

  • Enharinar

    Cubrir un molde o espolvorear un alimento o mesa de trabajo con harina. Esto se hace con la intención de que nos sea más fácil desmoldar un postre.

    Espesar:

    Hacer más densa una salsa. Los métodos son variados, desde la reducción de líquidos hasta el añadido de espesantes como la harina o similares.

  • Flambear o flamear

    Añadir un licor a un postre y encenderlo, para darle sabor y aroma.

  • Macerar

    Remojar elementos crudos, secos o confitados en un líquido para que se impregnen de su perfume. Puede ser con licor, mezcla agridulce, vino o jarabe.

  • Napar

    Verter chocolate, crema, etc., sobre una pieza, de modo que lo cubra lo más completa y uniformemente posible.

  • Orear

    Dejar al aire un ingrediente o preparación hasta que pierda la humedad.

  • Punto de nieve

    Trabajar vigorosamente las claras de huevo con un batidor eléctrico, hasta que alcancen una gran densidad, como espuma.

    Punto de caramelo

    Azúcar fundida al fuego hasta que esté líquido y dorado.

  • Revestir

    Aplicar al interior y en las paredes de un molde una capa de masa, mantequilla y harina, papel o galleta. Luego rellenar este espacio cubierto con alguna otra preparación (crema pastelera). Al desmoldarlo se obtiene una preparación interna recubierta de una "camisa" o envoltorio

    Rebozar

    Cubrir nuestra repostería con una salsa, una crema o jarabe espeso.

  • Tamizar

    Pasar nuestra harina, azúcar o levadura a través de un tamiz, con ello obtendremos texturas más finas y evitaremos grumos en la masa.

    Temperar

    Es una técnica empleada en la cual se pasa el chocolate fundido por tres superficies de temperatura diferentes para mejorar su brillo y aspecto.

    Trabajar

    Es revolver mucho, mezclar bien o amasar con las manos, en el caso de tratarse de una masa.

  • Volcar

    Verter o vaciar un producto sobre algún recipiente o materia.



¡Chécate nuestro artículo sobre los utensilios indispensables de todo buen repostero!
donatella